martes, 8 de marzo de 2011

¿Quién es Anna Holtz?


Cuando uno ve la película Copying Beethoven, uno se queda con la mosca en la oreja pensando si Anna Holtz existió realmente. En este filme se muestran los últimos tiempos de Ludwig von Beethoven acompañado emocional y prácticamente por Anna Holtz una estudiante de composición en Viena. Interpretada por Diane Kruger, que vuelve a sorprender por su amplio registro de interpretación (fascinante también en Wicker Park), Anna Holtz representa tan bien la dificultad de las mujeres en un arte reservado por hombres que no nos cabe ninguna duda su existencia real.
Me gustaría analizar algunas escenas de la película antes de meterme de lleno con el papel de las mujeres en el mundo del arte.  Una de las escenas más interesantes es la del primer concierto de la 9ª Sinfonía en la que Diane Kruger, en segundo plano, le va indicando a Ed Harris (Beethoven) como tiene que dirigir la orquesta.  ¡Cuantas imágenes nos vienen a la cabeza! ¡Cuántas mujeres han estado detrás de los hombres en los que ellas tenían fe!

Estos dos actores de talento están acompañados de Mathew Goode (uno de mis actores preferidos) que interpreta un ingeniero que muestra su modernidad no sólo construyendo un puente de hierro sino también apoyando a su amada, Anna Holtz.


El personaje de Anna Holtz para poder trabajar en lo que quiere no sólo tiene que vivir en un convento de monjas (lugar privilegiado para las mujeres libres, no lo olvidemos), sino que la confunden con una criada, secretaria, prostituta o mujer de la limpieza. Sólo cuando aceptan que puede copiar las partituras de Ludwig von Beethoven, lo hacen confirmando que no las entiende.
Aunque este personaje no haya existido realmente, es un homenaje a tantas mujeres que han querido y podido entrar en un mundo liderado por hombres y realizado para su propio beneficio. 
Vayan aquí mis respetos a todas las mujeres artistas que no tuvieron “musa”, ni mujer de la limpieza, ni niñera, ni secretaria, ni ayudas exteriores para realizar su obra y que creyeron en ellas mismas para continuar adelante. Gracias por haber creído en vosotras mismas y ser mi fuente de inspiración.

1 comentario:

  1. Bonita entrada en el Día de la Mujer Trabajadora...

    ResponderEliminar